viernes, 22 de julio de 2011

TEMA 2- MATERIAL DIDÁCTICO PARA PROMOVER LA LECTOESCRITURA



Se entiende por recursos didácticos todos aquellos auxiliares materiales y modos destinados a favorecer el aprendizaje, entendido este como un proceso complejo y activo entre el sujeto y el objeto de conocimiento. Pueden ser considerados como recursos de aprendizaje las acciones, situaciones, estrategias y cosas que den oportunidad al alumno de INTERACTUAR con el objeto de conocimiento.


En el contexto amplio de los recursos para el aprendizaje, el material didáctico constituye uno de los principales elementos referido este a todo aquel objeto natural o elaborado que pueda ser utilizado por el alumno, docente o ambos, para favorecer, facilitar o enriquecer el aprendizaje, tiene una clara intencionalidad,  pueden ser libros, materiales impresos, electrónicos, videos, audios, software, juegos, etc., la lista es amplia.
Se incluyen también aquellos de uso cotidiano lápices, pizarrones, marcadores.

El tarjetero. Hacer un tipo de zapatero con plástico cristal con 28 compartimentos para colocar palabras que empiezan igual (colección de palabras) y que los niños hayan aprendido, visualizado y escrito. Al inicio lo realizará el maestro y después los niños con apoyo de otros compañero si es necesario.

Letras móviles o sopa de letras. Formar palabras con letras móviles de campos semánticos, por ejemplo: frutas, útiles, juguetes, animales, etcétera u otras listas. Se orienta a los niños para que digan con cuál letra empieza y con cuántas se escribe. Existen variables: cambiar una letra en una palabra. El maestro forma una palabra con letras móviles (por ejemplo: casa), pide a los alumnos que la formen con sus letras y la lean, después cambia la s por m y dice a los niños que hagan lo mismo y lean la palabra.


Grafómetro. Formar palabras a partir de un tema, por ejemplo, la comida preferida de los niños, y preguntar ¿cuántas letras tiene la palabra?, ¿con qué letra comienza? y ¿con qué letra termina?
                                  
Ruleta. Seleccionar ocho sílabas que se escriben en un círculo de cartulina; los niños pasan a girar la ruleta y forman palabras de dos o tres sílabas, las escriben en su cuaderno y entre todos comentan qué significado tienen.

Carta alfabética. Los niños dictan al maestro palabras que empiecen con la misma letra (árbol, Alberto, amor, ardilla) y él las anota en la mitad de una cartulina, la cual coloca en la pared, para que los alumnos tenga la oportunidad de revisarlas cuando quieran.

Palabras largas y cortas. Hablar de un tema de interés para los niños, por ejemplo: las frutas o los animales; después, el maestro pega en el franelogramo las palabras  en dos columnas según su extensión (largas y cortas). Los niños reflexionan que la extensión de la escritura no depende del tamaño del objeto, por ejemplo: cangrejo–foca, ballena– loro. Los niños las escriben en su cuaderno y pueden hacer otra lista, buscando palabras en libros del acervo con apoyo de compañeros más grandes.

El sobre de palabras. Cada niño de primero tendrá un sobre donde guardarán pequeñas tarjetas con palabras que van identificando y quieren conservar. Periódicamente se hacen ejercicios de lectura y escritura con esas palabras.

Otros materiales son:

El buzón y el cartero
Rompecabezas con palabra y dibujo.
El ahorcado
Aplaudir palabras
El dedo gigante
El tendedero
Asociación de imagen palabra rompecabezas
Lotería
Memorama de palabras que inician con la misma letra
Serpientes y escaleras
El objeto o la palabra perdida
Viene un barco cargado cargado de….
Caras y gestos
Selecciona las palabras de la fecha
Selecciona las palabras para el clima
Títeres
El portarretrato
Sigue el caminito
El acta de nacimiento
Tarjetas flash cartulina de 5 por 8 pulgadas con los nombres al reverso
El cofre mágico (dentro se ponen palabras y dibujos)
Elaborar un libro entre todos

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada